Tres consejos para combinar perfectamente camisa con corbata

La corbata se ha convertido en uno de los complementos imprescindibles en depende qué ocasiones, es por ello que a la fecha, cualquiera que tenga un evento importante tal que una boda, bautizo, comunión, así como alguna reunión de trabajo, no duda en tener a mano una prenda que se ha convertido en el imprescindible de los armarios de millones de hombres a lo largo y ancho de la tierra.

Sin embargo, no hay corbata sin camisa, ya que uno puede llevar la más impresionante de las corbatas, de la mejor marca y calidad que, de no combinarla con la camisa perfecta, pasará o completamente desapercibida o incluso hasta inadecuada.

El reto de ir hecho un pincel radica en la combinación perfecta entre corbata, camisa y traje, para lo cual algunos varones son, en ocasiones, un tanto despistados. Por ello, lo mejor es dejarse aconsejar por un equipo de profesionales como el de Giovani, a los que avalan años de experiencia en el mercado.

No lo olvides, Cuando vas a vestir camisa y corbata es importante tener en cuenta ciertos aspectos para que su combinación resulte satisfactoria, sencillas pautas a la hora de hacer casar las prendas que deben convertirse en el lema de todo varón que acostumbre al uso de este complemento.

A continuación, algunos consejos que os ayudarán en esta tarea:

  1. La corbata debe destacar siempre sobre la camisa, de no ser así, perdería su razón de ser y esencia. Por ello, debes evitar las camisas de tonalidades en exceso oscuras.
  2. La camisa blanca, casi en peligro de extinción, es la única que admite corbatas con todo tipo de estampados y colores. Existe una excepción, la de color blanco, que por supuesto nunca deberías utilizar, salvo si vistes frac.
  3. Las corbatas lisas resultan a priori más sencillas de combinar. Observa los colores de corbata y camisa, para que resulten compatibles, evitando que se maten entre sí.

Y dos consejos extra, ¡que nunca sobran!

  1. Al respecto de los estampados, ojo con el tamaño de los mismos. Pongamos como ejemplo una camisa de rayas finas, lo mejor en este caso sería una corbata de un solo color o de jugar con ellos, las rayas deberán ser anchas para que la combinación no resulte demasiado excesiva. Aunque, sin lugar a dudas, la apuesta por el liso es más clásica y elegante.
  2. Para los que no acostumbran al uso de camisa y corbata, los recién llegados al traje, el mejor consejo que pueden recibir es empezar siempre eligiendo el traje y la camisa. De lo más grande a lo más pequeño, pues resulta más difícil la elección de un traje y una camisa para una corbata que, evidentemente, de una corbata para las mismas.

Desde Goviani esperamos que estos consejos os sirvan a la hora de elegir y vestir con camisa y corbata. Además, puedes pasarte por nuestra tienda y dejarte asesorar por los profesionales de Goviani para que disfrutes tu estilo con la máxima elegancia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *